La noche del viernes, Ozuna demostró una vez más por qué es considerado uno de los mejores y más importantes artistas urbanos de la actualidad. El intérprete se supera en cada presentación y el inicio de gira Nibiru World Tour en el Estadio Olímpico, fue una muestra.

Argado con un arsenal de éxitos viajos y nuevos, el artista aprovechó la canción “Una flor”, compuesta nada más y nada menos que por el cantante Omega el Fuerte, para dejar un mensaje claro: cuidar y proteger a la mujer, no maltratarla.

El artista dijo que estaba al tanto de la situación que se vive en el país, en donde el problema de los feminicidios y maltrato a la mujer cada día cobra más fuerza, y por ello enfatizó su mensaje.

Tras cantar este tema, el intérprete continuó deleitando a las más de 30 000 personas que se dieron cita para celebrar el Día del Amor y la Amistad.

Acompañado de una banda, cuyo sonido no podía ser más perfecto, y un grupo de bailarines integrado por chicas y chicos en una “monstruosa” escenografía, Ozuna se trasladó al pasado y trajo de nuevo al presente a sus fans con temas como: “Hasta que salga el sol”, “Te robaré”, “Yo x ti, tú x mí”, “Te soñé de nuevo”, “Adicto”, “Fantasía”, “Otro trago”, “Si te vas” y “Amor genuino”, entre otros.

“Esta es una noche especial para mí, el comienzo de mi quinta gira. Gracias por recibirme con tanto amor y cariño. Donde quiera que yo voy representó a mi República Dominicana y a mi Puerto Rico”, sostuvo el intérprete de “Se preparó”.

“La primera vez que vine aquí solo había 20 personas en mi show y hoy estamos aquí, haciendo historia”, agregó.

Como es costumbre, los invitados forman parte importe de este tipo de conciertos multitudinarios, y para este “el oso”, se hizo acompañar del joven cantante Lunay, con quien interpretó “Luz apagá” y “Aventura con Lunay”, luego de este dúo, el joven tomó solo el escenario para interpretar su éxito “Soltera”.

Ozuna se lució tanto por sus interpretaciones como también con sus cambios de atuendo.
El momento cómico de este concierto, que inició pasadas las 9:00, fue protagonizado por los urbanos del momento: Kiko el Crazy y Cherry, quienes prendieron más el ambiente con el rémix de “Bajé con trenza” junto a Ozuna.

“La modelo”, “Devuélveme”, “Ahora dice”, “Intimidad”, “Falsas mentiras”, e “Easy remix” junto a Jay Cortez le siguieron al repertorio de más de 40 canciones.

Otra dominicana que estuvo acompañando a Ozuna fue la santiaguera Natti Natasha, quien apareció en escena entonando las letras de la que canción que interpretan ambos y con la cual la cantante ganó fama internacional: “Criminal”.

Los líderes. El momento de más emoción fue sin duda cuando Daddy Yankee y el dúo Wisin y Yandel, aparecieron en escena.

Por separado, primero llegó el turno del llamado “dúo de la historia”, Wisin y Yandel, con quienes el negrito de los ojos claros cantó “Quiero más” y “Escápate conmigo”.

Pero no se fueron sin antes cantar varios de sus éxitos solos, mientras Ozuna de cambiaba.
La euforia creció cuando el “Big Boss”, Daddy Yankee hizo su entrada robándose las expresiones más intensas del público. Junto a Ozuna interpretó “Rompe corazones” y “China”.

A pesar de que la gente le gritó a Yankee “¡otra!”, el Cangry” se retiró de la escena sin mirar atrás.

El concierto culminó pasadas las 12:00 p. m.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here